Avanza el control de los incendios

Por Miguel Villarello

MÁS INFORMACIÓN.-

No obstante que se ha avanzado en el control de los diversos incendios forestales en la entidad, el Gobernador del Estado, Miguel Ángel Riquelme Solís, alertó sobre la posibilidad de una eventual reactivación del fuego merced a las condiciones del clima. 

Además de dar a conocer que todavía no se ha utilizado el retardante químico porque las descargas de agua han resultado suficientes para apagar el fuego en el bosque, el mandatario informó respecto a las escuelas que suspendieron labores por su cercanía a la conflagración en Zapalinamé que fue por decisión de la Secretaría de Educación y Protección Civil, luego de una supervisión.

En su tercer día de supervisión al área del siniestro ecológico, Riquelme resaltó que la lluvia del jueves por la tarde permitió enfriar algunas partes que se tenían como prioridad en los incendios. “Fue un buen día, se dio un avance considerable”.

Después de resaltar que se liquidó al 100 por ciento el incendio forestal en el Huachichil, “Eso nos permite que más brigadistas apoyen en otras áreas y que otros tantos tomen un descanso”. El mandatario habló de la posibilidad de que se reactive el fuego en algunas áreas debido a las condiciones climáticas anunciadas para este viernes, por lo que se estarán a la expectativa y atentos para actuar de inmediato.

No obstante, dijo, estas condiciones climáticas podrían incidir en el desempeño de los helicópteros, no así en los trabajos de descargas del DC-10, el Ejecutivo le apostó a lograr un buen avance en el control del fuego en Zapalinamé y San Lorenzo.

En cuanto al químico retardante que vierte el avión, destacó que será a partir del sábado cuando se pueda estar descargando en algunos siniestros. “Sin embargo, no quisimos desperdiciar estos días y por ello el Air Tanker realizó algunas descargas de agua para enfriar algunas partes activas”.

Por lo que respecta a las escuelas que suspendieron labores por el humo y ceniza en el ambiente en Saltillo, expresó que: “La Secretaría de Educación tomó sus precauciones al respecto, ellos en coordinación con Protección Civil definieron cuáles centros educacionales tendrían alerta y suspendieron las clases”.

En este sentido, precisó, esta acción es mejor pues más vale que pierdan un día de clases a que resulten afectados los niños por problemas respiratorios o de afectaciones por el humo del incendio.

En cuanto a lo que han logrado los más de 300 brigadistas en el combate al fuego en la entidad: El incendio de Huachichil-Jagüey de Ferniza entre las sierras de Arteaga y Saltillo ya fue liquidado; la Coyotera 2, en Arteaga, registra un control del 75 por ciento y un 60 por ciento de liquidación.

El de Llano Largo, en Saltillo, un 50 por ciento de avance en su control y un 40 por ciento en su liquidación y alcanzó 85 hectáreas afectadas; el de San Lorenzo, también en Saltillo, registra un 15 por ciento de avance en el control y un 10 por ciento de liquidación, así como 500 hectáreas afectadas.

La quemazón en El Cedrito, en Ciudad Acuña, registra un control del tres por ciento y dos por ciento de liquidación, 50 hectáreas afectadas y lo atacan 32 brigadistas; el de Bellavista, en Ocampo, registra un 80 por ciento de avance en el control y un 60 por ciento de liquidación, tiene 20 hectáreas afectadas y lo tratan de controlar 30 elementos.

En Sierra La Madera, Cuatrociénegas, 20 elementos lo combaten, tiene 10 por ciento de control y 5 por ciento de liquidación, ha afectado 20 hectáreas; el incendio en Rancho Arocha, también en Cuatrociénegas ha afectado 70 hectáreas y registra un 90 por ciento en su liquidación; mientras que el del Rancho El Mimbre, en General Cepeda, registra un 10 por ciento de avance en el control y un 5 por ciento de liquidación y lleva 120 hectáreas afectadas.

Finalmente, el Gobernador dio a conocer que no se va a permitir que el fuego llegue a las partes habitadas, sobre todo estamos tratando de evitar un mayor daño a todas nuestras áreas naturales protegidas, pero en materia de protección civil estamos muy atentos a que estos incidentes no lleguen a las partes pobladas y se afecte el patrimonio de las personas o familias.